:: Teoria Homiletica

Como usar la

Versión Popular (Edición de Estudio)

en la predicación

por Pablo A. Jiménez

(Este artículo fue publicado anteriormente bajo el nombre "Cómo preparar un sermón con la Biblia de Estudio.” La Biblia en las Américas 49: #214 (#5, 1994): 11-12.)

Bosquejo:

I. Introducción

II. Análisis del texto

III. Del texto al sermón

IV. Conclusión

 

I. Introducción

¿Qué recursos se necesitan para preparar un sermón? Además de la Biblia, se necesita tener una pequeña biblioteca que incluya diccionarios, concordancias y comentarios bíblicos. Ahora bien, las Sociedades Bíblicas Unidas han publicado una nueva Biblia de estudio que provee mucha de la información que antes se encontraba sólo en los recursos arriba mencionados. A continuación demostraremos cómo podemos los recursos de la Versión Popular Edición de Estudio (VPEE) para preparar un sermón sobre Hechos 27, el capítulo que narra el viaje del Apóstol Pablo a Roma.

II. Análisis del texto

La VPEE provee una breve introducción a cada libro de las Sagradas Escrituras. Esta discute asuntos pertinentes para el estudio del texto. En nuestro caso, la introducción al libro de los Hechos de los Apóstoles indica el lugar que ocupa este escrito en el Nuevo Testamento, explica su título, presenta tanto su tema central como sus temas secundarios y discute su estructura literaria.

La lectura de la introducción ayuda a ubicar el pasaje y provee una de las ideas fundamentales del sermón. Por un lado, Hechos --que es la continuación del Evangelio según San Lucas-- narra como el Evangelio llegó desde Jerusalén hasta Roma, la capital del imperio. Así que la narración del viaje de Pablo es muy importante, pues introduce la culminación del escrito. Por otro lado, la introducción identifica como uno de los temas secundarios el que ningún poder humano puede impedir el avance del Evangelio. Esta será una de las ideas centrales de nuestro sermón.

Leída la introducción, pasamos a leer Hechos 27 en la Reina Valera Revisada (RVR) y en la VPEE. Al compararlas, encontramos que la traducción de la RVR es un tanto difícil de entender. Por ejemplo, usa palabras arcaicas tales como "sotavento" (v. 7) y "esquife" (v. 16); frases oscuras como que la navegación era peligrosa "por haber pasado el ayuno" (v. 9); y medidas antiguas como "quince brazas" (v. 28).

La traducción de la VPEE es mucho más clara. En vez de "sotavento" dice que navegaban "con el viento en contra" (v. 7); en lugar de "esquife", usa "bote salvavidas" (v. 16). Tanto la traducción como la nota al calce aclaran el v. 9. La navegación se hacía peligrosa porque se acercaba el invierno, pues había pasado el Día del perdón en el cual los judíos ayunaban. Ese día se celebra a fines de septiembre o a principios de octubre. Además, la VREE indica las medidas en metros.

De hecho, el texto bíblico va de la mano con las notas al pie de página. En este caso, la VPEE provee 19 notas que explican diversos aspectos del capítulo 27. Algunas explican la ubicación geográfica de los lugares mencionados en el texto, tales como Adramito y La Sirte. Otras notas proveen referencias que permiten aprender más de ciertos personajes --como Aristarco (v. 2)-- y de las costumbres de la época (v. 42). Las demás explican detalles que de otra manera habría que aclarar leyendo un atlas, un diccionario, o un comentario bíblico.

La lectura del texto bíblico y de las notas al pie de página nos dan suficiente información para hacer un breve bosquejo de Hechos 27. En este bosquejo preliminar, identificaremos los distintos episodios del texto, el itinerario del viaje, los versículos más importantes, el punto culminante y el desenlace de la historia.

Podemos confirmar si hemos comprendido bien el pasaje consultando los excelentes mapas que distinguen a la VPEE. A diferencia de otras Biblias que sólo tienen mapas en el apéndice final, la VPEE también coloca mapas cerca de los pasajes a los cuales hacen referencia. En este caso, encontramos un mapa que ilustra el viaje a Roma justo al lado del capítulo 27. Así, la trayectoria de la travesía queda clara.

Es posible redondear nuestro sermón leyendo las referencias a la vida de Pablo en el índice temático que se encuentra al final de la VPEE. Estas referencias podrán ser utilizadas a través del sermón para explicar el lugar que ocupa este episodio en la historia del Apóstol. En los apéndices de la VPEE también encontraremos otras ayudas tales como mapas, tablas cronológicas y tablas de pesos y medidas.

III. Del texto al sermón

La interesante historia de Hechos 27 nos invita a diseñar un sermón narrativo que podemos titular En medio de la tempestad. El tema será que Dios está con nosotros aun en medio de la tormenta, ya que nada puede detener el avance del Evangelio. Comenzaremos el sermón indicando que Pablo sufría siendo inocente. En esta sección haremos alusión a episodios pertinentes de la vida del Apóstol y explicaremos por qué era llevado a Roma en cadenas (vv. 1-8). En el desarrollo del sermón narraremos la historia, explicando que el naufragio ocurrió porque los militares romanos insistieron en navegar aún cuando Pablo les había advertido que Dios había revelado que todos morirían (vv. 9-12).

Hoy día encontramos situaciones similares; hay personas que sufren siendo inocentes, otras provocan su propio sufrimiento. El relato continúa explicando cómo el barco quedó al garete (vv. 13-20). Ahora bien, cuando la tripulación había perdido toda esperanza, Dios mostró su misericordia revelando por medio de Pablo que a pesar del naufragio, ni una sola persona perdería la vida (vv. 21-26). El mensaje no puede ser más claro, Dios viene en nuestro auxilio aún cuando estamos perdidos en medio de la tempestad (véase los vv. 27-44).

IV. Conclusión

Sin lugar a dudas, uso de la VPEE ha facilitado la comprensión del texto y ha acortado el proceso de preparación sermonaria. Claro está, sería prudente culminar nuestro estudio consultando un buen comentario bíblico sobre el libro de Hechos, tal como el que escribiera Justo L. González. No obstante, quien emplee regularmente la Versión Popular Edición de Estudio encontrará en ella un magnífico recurso para la predicación.